Posteado por: nelsonlombana | diciembre 28, 2011

Conferencia Nacional Ideológica del Polo, ¿Cómo cohesionar el proyecto?

Por Nelson Lombana Silva.- PaCoCol

Mediante resolución número 054 de diciembre 15 de 2011, el comité ejecutivo nacional del Polo Democrático Alternativo, PDA, ha convocado la Conferencia Nacional Ideológica para los días 25 y 26 de febrero de 2012 en Bogotá.

Aunque el tiempo es reducido para un debate amplio y concienzudo sobre el singular tema, debemos redoblar esfuerzos para que la base se pronuncie de la mejor manera sobre el particular, por cuanto esto ayudará a fortalecer la propuesta de izquierda electoral más importante en los actuales momentos.

Propuesta, que ciertamente atraviesa un momento crítico formal y estructural, que amerita un estudio profundo desde la alteridad teórica y práctica en el empeño no solo de superar la crisis, sino de avanzar como movimiento de oposición y sobre todo como opción de poder popular. El Polo debe ponerse a la altura de los procesos democráticos que se vienen dando en América Latina en incluso, en otras latitudes del planeta. No puede desentonar.

Estos propósitos no están garantizados por la simple voluntad individual, obedecen a una realidad material concreta y objetiva, unas relaciones dadas por un sistema capitalista inhumano que no consulta la lógica humana, sino la lógica económica. Si entendemos la génesis y desarrollo del capitalismo, resultará fácil comprender la misión histórica del Polo y por ende la enorme tarea de crear las condiciones propicias para un cambio de fondo que nos coloque en un escenario democrático con perspectivas de avanzar hacia un sistema distinto a éste y que no es otro que el sistema Socialista.

Desde luego, el punto estratégico del Polo hasta ahora es la Democracia, que para los Comunistas nos parece algo importante y por eso estamos metidos de carne y hueso en ese proceso de construcción, porque entendemos que un escenario de esta naturaleza nos brinda mejores oportunidades para avanzar en la conquista de espacios mayores de desarrollo social, económico, político, ideológico y cultural de la humanidad. Además, creemos en los procesos dialécticos, es decir, en que nada está dado de una vez y para siempre, por cuanto todo está en continuo movimiento, con avances y retrocesos, o sea con ondas que van unas  veces en ascenso y otras en descenso pero siempre siguiendo las manecillas del reloj.

Para comprender mejor la crisis del Polo, si bien es necesario analizarla por abstracción, no se puede en ningún momento perder el contexto integral. Hay que analizarla en el marco del capitalismo transnacionalizado por efecto del neoliberalismo y la globalización. Solo así, no solamente es posible encontrar realmente las causas de la crisis, sino lo más importante, las posibles propuestas de solución, permitiendo el robustecimiento de la propuesta de izquierda y en consecuencia, el cumplimiento de su misión capital.

El camino expedito para llegar a lo más intrincado del problema y sus perspectivas propositivas reside en la ciencia. En ese sentido dijo Federico Engels: “Para la ciencia no hay nada imposible”.  Esa herramienta nos permite mirar más allá de la rama el bosque y el compromiso de luchar por un Polo democrático, pero también de izquierda forjado en todas partes, especialmente al calor de la lucha de masas. Un Polo con cero corrupción, un Polo incluyente y abierto a otras iniciativas populares, sindicales e indígenas que se vienen dando en Colombia al calor de la lucha de masas. Necesitamos un Polo que el pueblo humilde, explotado y engañado se sienta reflejado, se sienta orgulloso de él y sienta que es realmente el movimiento que lucha por sus intereses de clase.

Eso implica acabar con el oportunismo, los individuos corruptos e incorregibles, los mentirosos, los escépticos y los pusilánimes que no miran más allá de sus mezquinos intereses personales y con la misma ideología de derecha pretenden dirigir la ideología de izquierda que debe encarnar el Polo sin ningún tipo de titubeo.

La discusión ideológica debe darse al derecho y no al revés. Eso significa partir de la vida real y material. No partir de un simple misticismo, partir de la objetividad de las relaciones humanas y materiales que caracteriza la dinámica del desarrollo de la sociedad. Bien dice Carlos Marx: “No es la conciencia la que determina la vida, sino la vida la que determina la conciencia”.

Otro elemento para comprender la crisis del Polo, la hecatombe del capitalismo y plantear posibles alternativas de solución es partiendo de la historia. Ya lo dijo Santillana: “Quien no conoce la historia está condenado a repetirla”. Somos históricos, somos procesos perennes, ¿Por qué mirar un sistema distinto al capitalismo como imposible, absurdo e ilógico? ¿Por qué no hacer del Polo ese gran partido o movimiento capaz de orientar cambios estructurales y de ese calado?

Para ello, creemos que es importante entender a Carlos Marx y Federico Engels, cuando escribieron: “Las ideas de la clase dominante, son las ideas dominantes en cada época; o, dicho en otros términos, la clase que ejerce el poder material  dominante en la sociedad es, al mismo tiempo, su poder espiritual dominante”. . Si tenemos claro esa realidad podemos perfectamente asumir una posición consecuente con el Polo, es más: Mirar con espíritu propositivo el mapa de resistencia popular y revolucionario que vive Colombia en la actualidad. Esa claridad nos permite superar la actividad contemplativa y a medias tinta y ser radical, en el correcto sentido de la palabra.

Así las cosas, el origen del Polo no es propiamente de izquierda, pero puede convertirse en movimiento propiamente de izquierda y a eso debemos apuntarle, con todas las implicaciones reales que esto implica, el compromiso que se asume y las perspectivas. Es decir, debemos imprimirle la ideología del pueblo, la ideología de izquierda, la ideología de la esperanza para todos y todas.

Necesitamos una posición radical. Fuerte. Coherente. Consciente. Revolucionaria. Para eso debemos hacer la discusión desde los comités de base y nombrar a los delegados más capaces ideológicos y consecuentes con el proceso que encarna el Polo Democrático Alternativo.

Ibagué, diciembre 27 de 2011

MARX, Carlos y ENGELS, Federico. Textos escogidos. Biblioteca marxista. Ocean sur. Una editorial latinoamericana. Primera edición 2011. Página consultada 60.
Ibíd. 25.
Ibíd. 30.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: