Posteado por: nelsonlombana | octubre 6, 2012

En marcha la semana de indignación en el Tolima

En marcha la semana de indignación en el Tolima (Vista parcial de la reunión campesina realizada en Ibagué, Tolima. Foto nelosi

En marcha la semana de indignación en el Tolima (Vista parcial de la reunión campesina realizada en Ibagué, Tolima. Foto nelosi

Por Nelson Lombana Silva .- PaCoCol

(Ibagué, octubre 6 de 2012) La decisión de 116 organizaciones sociales y populares del orden regional y nacional de convocar a la semana de la indignación del 4 al 12 de octubre y que incluye el Paro Cívico Nacional convocado por la Marcha Patriótica, se desarrolla en todo el departamento del Tolima con entusiasmo, responsabilidad y combatividad.

Campesinos, indígenas y obreros de esta sección del país vienen ultimando detalles para que la jornada proyectada sea una realidad y se sienta en todos los rincones del departamento corazón de Colombia la inconformidad de todos y todas por la política antipopular y de carestía que viene implementando el gobierno nacional de Juan Manuel Santos Calderón, obedeciendo ciegamente las órdenes imperiales de los Estados Unidos a través del Banco Mundial, el Fondo Monetario Internacional, FMI, y la Organización Mundial del Comercio, OMC.

La crisis que padece el pueblo tolimense de carácter social, económica, política, ambiental, ideológica y cultural, que el gobierno nacional pretende zafarse el cabezal diciendo que se debe simplemente a la gran sequía, viene generando un grave impacto entre los habitantes, especialmente al interior del campesino, el indígena, el obrero, el estudiante, etc.

Las cosechas se perdieron, no solo por el clima, sino también por el terrorismo de Estado y el crudo desplazamiento que vienen generando las multinacionales y transnacionales en todo el departamento. Muchos campesinos han tenido que abandonar vastas regiones dejando todo abandonado ante los horrendos ametrallamientos, estigmatizaciones de los campesinos por parte de los militares al señalarlos auxiliadores de la insurgencia que opera en este territorio.

“Quien lo creyera, dijo, un dirigente regional, pero las personas más convencidas de la justeza de la protesta y del Paro Cívico Nacional son los campesinos que son víctimas del tenebroso plan consolidación”. Amplios sectores tienen claro su pliego de peticiones, el cual tiene dos aspectos importantes: Uno de carácter reivindicativo y el otro de carácter político.

Toda la perspectiva de lucha y resistencia popular de los tolimenses tiene como telón de fondo dos temas centrales que hoy por hoy transnochan a chicos y grandes, letrados e iletrados: Uno tiene que ver con la paz con justicia social, el camino de una solución política en el marco de los diálogos entre el presidente Santos y las fuerzas armadas revolucionarias de Colombia, ejército del pueblo, FARC – EP y el otro gran problema tiene que ver con la imposición que viene haciendo el régimen para pretender cambiar la vocación campesina por la minera al pueblo colombiano en su conjunto.

A pesar de desarrollarse la tenebrosa locomotora energética – minero a espaldas del pueblo, sin consultarlo absolutamente para nada, el pueblo se viene organizando de la mano de sus propias organizaciones clasistas. El medio ambiente está en inminente peligro, el fantasma monstruoso de las multinacionales y transnacionales están al acecho como fieras hambrientas y desnaturalizadas en busca de su presa sin medir las más elementales consecuencias.

Ayer, la organización de “Mercados Campesinos” desarrolló en el salón de la corporación “Cacique Calarcá” una reunión para analizar la problemática del sector agrario, sustentar la necesidad del Paro Cívico Nacional y las demás actividades planeadas para la semana de la indignación. De igual manera, el tema de los diálogos de paz gobierno nacional – insurgencia y la necesidad de meterle pueblo a ese proceso. En ese sentido, los compañeros Jairo Rubio y Alfonso Castillo, formularon un cálido y fraternal llamado a salir a participar de la movilización, pero también de la paz y de las obras sentidas que tiene pendiente este sector importante para la economía nacional e internacional, por aquello de todo estar concatenado.

El compañero Castillo, en representación de la Asociación Nacional de Desplazados, ANDAS, se reunió con un grupo de compañeros y compañeras que manejan el tema de los Derechos Humanos, con el fin de impulsar la organización de los desplazados que en el caso del Tolima, la cifra supera con creces los 50 mil.

Se definió un foro departamental campesino y ambiental para el 18 de octubre, evento unitario y que tratará de estudiar la problemática que le es propia al pueblo en el marco del capitalismo.

En horas de la noche se adelantaron jornadas de pega de afiches en la ciudad de Ibagué, ante el hermetismo de los medios masivos de comunicación. Jóvenes y adultos, unidos, participaron hasta altas horas de la noche en esta actividad. Está en marcha la semana de la indignación en el Tolima y con qué fuerza.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: